¿Cómo hacer que mi pareja deje de fumar?

 

13.May.2017. Tips. Tal vez quieras que tu novio o novia deje de fumar porque estás harto o harta de que huela a fondo de cenicero, o quizás quieres que lo deje porque te preocupa su salud. Es casi imposible hacer que alguien haga algo que no quiere hacer. Así que hasta que tu pareja esté de acuerdo con dejar los cigarrillos, necesitarás ser paciente y comenzar a hacer muchas atenciones.

 

Una vez que tome la decisión de dejar de fumar, hay muchas formas en que puedes ayudar a garantizar su éxito.

 

Propicia conversaciones asertivas 

Seguramente investigas y reúnes datos acerca de lo dañino de ese hábito. Pero tu pareja sabe las consecuencias que se tienen al fumar. Por tanto, no será de mucha ayuda recitar hechos acerca de enfermedades, expectativa de vida, etc. De hecho, decirle a alguien que deje de fumar solo hace que quiera hacerlo más.

 

En su lugar, puedes mencionar que los índices del consumo de cigarrillos han disminuido constantemente en las últimas décadas y que muchas personas han logrado dejar de fumar. Dado que es un tema sensible, es una buena idea planificar primero cómo acercarte. Decide dónde quieres tener la conversación. El mejor lugar es un ambiente familiar y cómodo. Apela a su lado emocional. De este modo, él sabrá que tienes buenas intenciones y tendrá más disposición a escuchar tu consejo.

 

Ofrécele tu apoyo

No permitas que esto se vuelva un tema conflictivo entre ustedes dos. No serás convincente si tu pareja percibe tus opiniones como molestas. Comunícale tus preocupaciones y muéstrale que te entristece su adicción, pero trata de no expresar ira.

 

Haz que el proceso de dejar de fumar sea lo más fácil posible para tu pareja. Recomiéndale que empiece por reducir la cantidad de cigarrillos que fuma si no está listo para dejarlo por completo. Podrías ayudarle a enumerar las razones por las qué disfruta fumar y los beneficios de dejarlo. Esto puede ayudarlo a clarificar sus motivaciones y probablemente a decidir dejarlo.

 

Déjale saber que aunque haya fallado en sus intentos anteriores de dejar de fumar, puede tener éxito en esta ocasión. Con frecuencia los fumadores requieren de varios intentos antes de tener éxito. No permitas que una derrota derrumbe sus aspiraciones de dejar este hábito.

 

Colabora con el establecimiento de un plan

Ayúdale a planificar por anticipado el día definitivo. Sugiérele que escoja una fecha significativa, podría ser tu cumpleaños o el suyo, y prepárate para ello. Puede terminar su última cajetilla de cigarrillos y prepararse con alternativas saludables para despejar su mente del cigarro. Ayúdale a abastecerse de bocadillos saludables, o inscríbite junto con tu pareja en un gimnasio para que ambos puedan enfocarse en desarrollar un estilo de vida más saludable.

 

Sugiérele salir a lugares donde esté prohibido fumar, por ejemplo en un cine. Pasen más tiempo con amigos que no fuman. Busca una actividad alternativa que pueda ayudarle a distraerse en esos momentos en los que siempre sacaba un cigarro.

 

Aborda los síntomas de abstinencia

Tu pareja experimentará algunos síntomas de abstinencia: aumento de peso, insomnio, cambios de humor, et. Es mejor abordarlos con anticipación y mostrarle tu apoyo durante dichos momentos difíciles. Recuérdale que estos síntomas son pasajeros.

 

Recomiéndale llevar un diario para registrar cuándo ocurre su deseo de cigarrillos y ayúdalo a desarrollar su conciencia sobre cualquier patrón para que pueda prepararse para ellos.

 

Recompensa sus logros

No es fácil dejar de fumar. Recompensa sus esfuerzos a lo largo del proceso. Las recompensas le dan ánimos y le recuerdan a tu ser querido que se mantiene por buen camino.

 

Ayuda a mantener elevada su moral con elogios y obsequios. Considera hacer un calendario personalizado para ayudarle a marcar los días que permanezca sin fumar. 

 

Anímale a seguir intentándolo en caso de una recaída

La mayoría de las personas que dejan de fumar tienen recaídas en algún momento del proceso. Es normal y no hay problema con eso. Desafortunadamente, muchas de estas personas lo ven como una señal de fracaso y se rinden. Por lo general, las 2 primeras semanas son las más difíciles.

 

Sigue animándole, incluso si falla. Ayúdale a descubrir por qué fracasó y a aprender de ello. Motívale a tratar de nuevo y déjale saber que crees que puede lograrlo.

 

No olvides preguntarle cómo le gustaría que lo ayudaras. Las personas reaccionan de formas diferentes ante situaciones estresantes, así que no asumas que tienes todas las respuestas adecuadas para sus necesidades.

 

Evita la crítica. Es recomendable que no juzgues, sermonees o regañes, porque esto puede hacer que un fumador se sienta mal consigo mismo. Tu pareja podría decidir entonces que necesita un cigarrillo para sentirse mejor.

 

Haz seguimiento, pero de forma integral

No esperes que tu pareja te diga cómo le está yendo. Pregúntaselo. Vigila de cerca su progreso para que sepas cuándo ofrecer más apoyo o cuándo recompensar sus logros. Pero no permitas que el proceso de dejar de fumar se vuelva la totalidad de tu relación.

 

Aunque te pida que chequees su progreso, pregúntale acerca de su día y cómo se encuentra de manera más general. No te limites a preguntar si fumó o no.

 

Magdiel J. Sevilla

@magdieljsevilla

 

Ver también:


¿Quieres compartir un comentario, observación o duda sobre este artículo o cualquier otro? Escríbenos a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

 

Mantente informado sobre cada una de nuestras publicaciones agregándonos a tu FACEBOOK y/o a tu TWITTER.


Pin It