Nos merecemos un mundo sin discriminación, sin homofobia 

 

17.May.2013. Blogs.  El 17 de Mayo de 1990 la Organización Mundial de la Salud OMS retiró la homosexualidad de la lista de enfermedades; dejando de considerarla como una enfermedad mental. Por ello, cada año con diversos eventos se celebra el Día Internacional contra la Homofobia, la Lesbofobia y la Transfobia (IDAHO por su sigla en inglés), en apoyo a la lucha contra la discriminación en este ámbito. Y es que nos merecemos un mundo sin discriminación, sin homofobia.

 

A pesar de que llevamos varias décadas de la decisión mundial de combatir la homofobia, aun para unos sectores retrógrados,  la homosexualidad es vista como una "anormalidad" y una "enfermedad" que puede y debe ser curada a punta de castigos físicos, de terapias psicológicas o de oraciones religiosas.

 

Dicen que no entienden el sentido de nuestra lucha, pero honestamente no hay mucho qué enteder, sencillamente hay personas heterosexuales y personas con otras orientaciones sexuales e identidades de género. Y para vivir en paz se necesita algo más que tolerancia. Se necesita insertar en la cotidianidad el valor positivo de la diversidad, expresado en el respeto al que todos tenemos derecho, por el sólo hecho de ser humanos.

 

Actualmente, gran parte de los altos índices de prejuicio que ocasionan matoneo o bullying, son derivados de la baja calidad en temas de educación sexual y de la influencia religiosa que señala a los homosexuales como "pecadores" señalando a los actos de afectividad homosexual contrarios a la ley de un Dios que  llamó al respeto y al amor al prójimo. 

 

En Colombia, en 1980 la homosexualidad fue dejada de considerarse delito y gracias a la Constitución Política Nacional de 1991 se permitió el derecho al libre desarrollo de la personalidad (Artículo 16) que ha sido defendido en reiteradas sentencias por la Corte Constitucional.

 

Ni enfermos, ni delincuentes, las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgéneros e intersexuales (LGBTI) hemos avanzado sin miedos en la lucha para que disfrutemos de los mismos derechos que los heterosexuales.

 

A pesar de lo anterior, el Congreso de la República de Colombia ha negado reiteradamente el proyecto de ley para legalizar los matrimonios entre personas del mismos sexo; la Procuraduría ha cuestionado públicamente a la Corte porque ésta considera que tenemos iguales derechos; y en alguna parte de la población la diversidad sexual es mal vista, bajo la complacencia del gobierno nacional que pocos esfuerzos ha hecho  para lograr que sean aceptadas las distintas orientaciones sexuales e identidades de género. 

 

Nos preocupa el estado ineficiente, impotente e insuficiente ante hechos y ataques homofóbicos contra personas LGBTI. Y que, a pesar de que existe una ley, tampoco haya una campaña efectiva para evitar el matoneo o bullying especialmente en establecimientos escolares. Tampoco vemos acciones eficaces para frenar el suicidio juvenil de homosexuales. Hechos todos estos que van en contra de la vida y dignidad de los individuos.

 

La sociedad colombiana debe tener claro que seguiremos adelante luchando por la libertad y la igualdad que queremos y nos merecemos.

 

Únete a esta causa!

 

Ricardo Montenegro-Vásquez

Abogado

@r_Montenegro

 

 

Artículo publicado en el blog http://orgullolgbtcolombia.blogspot.com.

 

Para ver el material original, haz click aquí. 

Ver también:


¿Quieres compartir un comentario, observación o duda sobre este artículo o cualquier otro? Escríbenos a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

 

Mantente informado sobre cada una de nuestras publicaciones agregándonos a tu FACEBOOK y/o a tu TWITTER.


Pin It